Hilda Matheson, la espía que rompió moldes en la BBC

“El suyo era un cerebro demasiado bueno para dedicarlo solamente a mi trabajo”, escribe Lady Astor, primera mujer en ocupar un escaño en el parlamento británico, sobre su asistente personal. La aludida es Hilda Matheson, nombre que aparece en una de las novedades editoriales de este otoño: Algunos libros. Las charlas de E.M. Forster en la BBC (Alpha Decay, 2018), joya pulida para quienes gozan de una recomendación bien hecha aunque disientan con ella.

Hilda tenía 30 años cuando entró a trabajar con Lady Astor, buena cabeza y un curriculum apasionante: había pasado la Primera Guerra Mundial en Roma a las órdenes del MI5, el servicio de inteligencia de su país; hablaba italiano, francés y alemán, era culta, tenía personalidad y no temía nada ni a nadie. Con esas credenciales, su jefa se dio cuenta pronto de que su secretaria necesitaba algo más que gestionar su correo, organizarle reuniones o asesorarla sobre determinados temas y por eso la anima a que acepte otros encargos. Así llegó la joven de padres escoceses criada en Londres y formada en Historia en Oxford a la BBC.

El reportaje completo en Vanity Fair.

Picasso por bulerías

No hay constancia de que Pablo Ruiz Picasso entrara nunca en ninguno de los catorce cafés cantante que había a finales del siglo XIX cerca de la casa donde creció, en la de plaza de la Merced de Málaga. El que sí los frecuentaba era su padre, José Ruiz Blasco, a quien la fundación que gestiona las cosas de su célebre hijo define como un tipo “ingenioso y bromista pertinaz” y un “dandy aficionado a los toros y al cante flamenco”, música que dejó huella en la vida y en la obra de Picasso.

“Pero es curioso porque se le ha analizado desde todos los puntos de vista: Picasso y la televisión; Picasso y los toros; Picasso y Fellini…. Pero apenas se ha prestado atención a su relación con lo jondo”, explica Francis Mármol, periodista y autor de los textos que han dado origen a Y Picasso recordaba elflamenco, una exposición con 18 ilustraciones de Emmanuel Lafont que puede verse hasta el 21 de diciembre en la Alianza Francesa de Málaga.

El reportaje completo en Vanity Fair.

Franco, el primer periodista de España

Hoyo Negro llevaba doce días arrojando lava y había dejado más de 1.500 evacuados en La Palma. El mismo día murió Ramón Montoya, el guitarrista gitano que junto a Sabicas abrió el camino para que existiera luego Paco de Lucía. Pero en la portada de ABC del 21 de julio de 1949 la foto, única, era para un grupo de directores de periódicos y presidentes de asociaciones profesionales visitando El Pardo para darle a Francisco Franco el carné número 1 de la Asociación de Prensa. Así se convirtió el dictador en el “Primer Periodista de España”.

El reportaje completo en Vanity Fair.

Rosalía, más Madonna que Beyoncé

Rosalía no es Lola Flores, ni quiere ser popular como la Pantoja. Sus referentes están fuera de España, pero tampoco es Beyoncé, demasiado próxima en edad para servir de baliza, y Rihanna es otra historia. De compararla con alguien habría que hacerlo con Madonna, lo que demuestra que seguimos 40 años por detrás de la gran máquina de hacer negocios (especialmente musicales) que es Estados Unidos. Porque de eso, de business, va esta historia.

El artículo completo en Vanity Fair.