Las navidades de Ava Gardner: hombres y perros, coco y chocolate

Las navidades de Ava Gardner sabían a coco y chocolate, los sabores de los dos pasteles que año tras año sin faltar, le preparaba su hermana Bappie y le enviaba a cualquier parte del mundo donde estuviera la diva. Si esa hermana, 19 años mayor que ella, hacía dos es porque si el hijo de Dios nació el 25 de diciembre, la diosa Ava lo hizo el 24. “Menudo regalo de Navidad debí ser para mis padres, que ya tenían cuatro hijas y dos hijos. Yo les hacía tanta falta como un disparo en la cabeza”, contó ella sobre su nacimiento en fiestas y en una casa donde el padre era aparcero y no abundaba el dinero.